Rescatando las fiestas de navidad (Boletín 8)

Hola,
Muchos con los que me encuentro en estos días se ven cansados,
estresados, hasta enfadados; obviamente sufren del síndrome
del estrés navideño. Aunque yo traté de evitar de contagiarme
en cierta manera también estoy afectado.

Es curioso. Nos quejamos del tráfico infernal, del gentillo
en las tiendas  – y a su vez formamos parte de toda esta movida
y como tal la estamos co-creando.

Y no es tan fácil salir de esto. Puede haber conflictos internos
que nos dificultan actuar auténticamente.
Por ejemplo sabemos que en esencia la navidad debería ser
una fiesta de paz y armonía, de amor y alegría y que por ende
esto debería tener la prioridad ante la búsqueda esforzada
de un regalo para alguien que probablemente ni lo sabrá apreciar.
Pero por otro lado también queremos quedar bien, queremos
pertenecer, y por supuesto ahí están los seres queridos
que no los queremos decepcionar.

Entonces ¿Que hacer? Creo que cada uno tiene
que encontrar su linea de actuar frente a este tema.
Pero hay unos puntos guías que se pueden
tomar en cuenta:

• ¿Hay como reducir la compra de regalos?
(Nosotros nos pusimos de acuerdo entre adultos
de solo regalar a los niños)

• ¿Voy hacer esto solo para quedar bien
o porque siempre se hizo?
(Regalarse mutuamente el acuerdo de liberarse
del compromiso, por ejemplo decidir de no regalarse nada)

• ¿Hay una forma de hacer algo que sea mas auténtico?
(un bono de invitación al cine, a ver un atardecer juntos
un regalo de tiempo … ayuda en la casa o de cuidar a los niños …)

• ¿Ya pensé en una alternativa mas personal?
(una carta amorosa, un dibujo, algo hecho a mano,
una reunión para escucharse mutuamente …)?

Tal vez algunas de estas preguntas te sirvan como inspiración. Si ya no puedes iniciar ningún cambio en esta navidad, tal vez puedes preparar el terreno para las próximas fiestas que con bastante seguridad van
a venir.

Y un paso importante en todo esto es saber que la parte tuya que quisiera cambiar el carácter de estas fiestas no esta sola. En los países “desarrollados” que han llevado el consumismo a un extremo hay incluso todo un movimiento “anti-christmas”.

Te todos modos te deseo que tengas una lindas navidades con suficiente tranquilidad para ti y muchos encuentros amorosos.

¿Y el año nuevo? Que este año inicie para tí como una nueva fase de expansión, que lo que te propongas te sirva para que puedas vivir cada vez más desde tu esencia maravillosa …

un abrazo,
Demian

🙂

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: